Papeles de Monsanto: revelan nuevos documentos

Papeles de Monsanto: revelan nuevos documentos

Fuente: Baum, Hedlund, Aristei y Goldman

Traducción al español por Anabel Pomar para Monsantopapers.lavaca.org

15 de agosto de 2019 – Los Ángeles, California – El bufet de abogados Baum, Hedlund, Aristei y Goldman agregó hoy más de 100 documentos nuevos a los Papeles de Monsanto. Los nuevos documentos están disponibles a través del sitio web de Baum, Hedlund, Aristei & Goldman AQUÍ. De qué tratan.

Antes, durante y después de los primeros tres juicios contra el Roundup de Monsanto, Baum Hedlund trabajó para desclasificar y publicar documentos internos de Monsanto de conformidad con las órdenes de protección introducidas en esos casos. Los últimos documentos desclasificados de los Monsanto Papers habían sido publicados los pasados 1 de marzo y 22 de julio. Entre otras cosas, los nuevos documentos de Monsanto muestran que:

· Monsanto deliberadamente escribió artículos fantasma (es decir ocultando su autoría) en los que las agencias reguladores han confiando durante años. · Monsanto orquestó ataques contra la Agencia Internacional para la Investigación del Cáncer (IARC) y sus miembros por concluir que el glifosato es un probable carcinógeno humano.

· Monsanto ocultó las conclusiones de su propio consultor de que el Roundup causa daño en el ADN.

· Monsanto ocultó datos que muestran que la absorción dermal del Roundup es mayor a las tasas reportadas a las agencias reguladoras.

· Monsanto influyó en los funcionarios de la EPA para lograr que emitieran conclusiones a favor de la seguridad del Roundup.

La última partida de documentos publicados revela los esfuerzos de Monsanto para desfinanciar a la IARC escribiendo cartas en nombre de congresales para los Institutos Nacionales de Salud (NIH), y a cargo de supervisar/asignar los fondos que el gobierno estadounidense destina para financiar a la IARC. Los equipos de relaciones públicas de Monsanto de FTI Consulting también trabajaron detrás de bambalinas para redactar legislación destinada a lograr el desfinanciamiento de la IARC.

Las cartas escritas por Monsanto (ocultando su autoría) y destinados a miembros del NIH citan como fuentes de sus argumentos artículos de la reportera de Reuters, Kate Kelland, una portavoz clave para Monsanto en su intento de desacreditar a IARC. En 2017, Kelland escribió una historia que reproducía los argumentos para desacreditar a la IARC que recibió del ejecutivo de Monsanto, Sam Murphey. Esos argumentos de la industria suministrados a Kelland con una declaración exclusiva del vicepresidente de Monsanto, Scott Partridge,

estuvieron destinados a construir la idea de que la IARC ignoró deliberadamente datos fundamentales que de ser incluidos habrían cambiado la clasificación del glifosato. Kelland no pudo citar a Monsanto como fuente en su artículo. Según los documentos, Monsanto estuvo involucrado en al menos otros dos artículos de Kelland, y Kelland envió un borrador de otra historia a Monsanto antes de que ésta fuera publicada en Reuters.

Los documentos también muestran que Monsanto creó un “Centro de Inteligencia” (‘Intelligence Fusion Center’) dirigido a monitorear y desacreditar a periodistas y activistas críticos de la compañía, incluido la reportera Carey Gillam de la ONG USRTK de los Estados Unidos y al cantante / compositor Neil Young. Las revelaciones se conocen meses después de que Bayer reconoció y se disculpó por las acusaciones de que Monsanto mantenía una lista secreta de periodistas y legisladores europeos críticos con la compañía. Estas acusaciones, expuestas por el periódico Le Monde, llevaron a una investigación judicial por parte del gobierno francés.

Los documentos agregados a los Papeles de Monsanto constituyen “evidencia del desprecio consciente y reprobable de la compañía sobre los derechos y la seguridad de los demás”, dijo Michael Baum, socio gerente de Baum Hedlund, en un artículo en The Guardian. “Muestran un abuso de poder enorme sostenido por sus grandes ventas y ganancias. Tienen mucho dinero y eso es lo que están tratando de proteger”.

Desfinanciando a la IARC

Como parte de los esfuerzos de Monsanto para desacreditar a la Agencia Internacional de Investigación sobre el Cáncer (IARC) después de que ésta publicó un informe, en 2015, que clasificaba el glifosato como probable carcinógeno humano, Monsanto intentó conseguir, ya en 2016, que el gobierno de EE. UU. cancelara el envío de fondos a esa agencia. EE. UU. proporciona la mayor cantidad de fondos entre aproximadamente 25 países.

Después de que Monsanto influenciara sobre algunos miembros del Congreso, el Comité de Ciencia, Espacio y Tecnología (SST) celebró una audiencia el 6 de febrero de 2018 titulada, “En defensa de la integridad científica: examen de la monografía de la Agencia Internacional para la Investigación del Cáncer (IARC) sobre el glifosato”.

Antes de la audiencia, el personal del Comité de Minorías escribió un informe condenatorio acerca de Monsanto (Interferencia y científicos silenciados: un estudio de caso sobre cómo la industria química intenta influir en la ciencia) para informar mejor a los miembros del comité sobre las tácticas de la industria química utilizadas en las cartas del Congreso que criticaban a la IARC. El informe profundiza en documentos desclasificados que nuestra firma hizo públicos con respecto al Plan de Ataque contra la IARC orquestado por Monsanto, escribiendo artículos de modo fantasma para revistas científicas, contratando periodistas para desacreditar a la IARC, estableciendo grupos de lobby y silenciando a científicos, incluido un ataque planeado contra Gilles-Eric Séralini, cuyo estudio encontró que El Roundup y el maíz modificado genéticamente resistente al glifosato causaron tumores en ratas.

El 29 de marzo de 2019, la Presidenta de la Comisión de Ciencia, Espacio y Tecnología, envió una carta al Director de la Agencia para el Registro de Enfermedades y Sustancias Tóxicas (ATSDR) solicitando una actualización del anuncio de la ATSDR de su intención de desarrollar un perfil toxicológico de glifosato, ya que debía ser lanzado y disponible para comentarios públicos en abril de 2017. No fue sino hasta abril de 2018 que se lanzó el perfil toxicológico del glifosato. El período de comentarios finalizó el 8 de julio de 2019.

El gobierno de los Estados Unidos es el mayor contribuyente económico de la IARC.

  • Nuevos documentos sobre la IARC Monsanto Email Re: Agenda 11/11/16 Draft IARC Language, Labor HHS Letter to Sen. Lamar Alexander and Sen. Patty Murray Current Committee Report Language with Revisions
  • Fecha: 11/11/2016
  • Monsanto y su campaña para desfinanciar la IARC. Email Re: OGR Letter Letter Sent to NIH by Reps Trey Gowdy, Blake Farenthold and Steve Russell
  • Date: 8/8/2017
  • Kristina Moore (FTI Consulting) sobre las cartas a enviar a la NIH por miembros del Congreso. Monsanto Email Re: Draft Aderholt LTE Reuters Glyphosate final Attachment: Draft Aderholdt LTE Reuters Glyphosate final
  • Fecha: 2/5/2016
  • Correos electrónicos. Todd Rands (FTI Consulting) para Francis Collins (NIH) por el congresal Aderholt. Email Re: Agenda 9-20-2016
  • Fecha: 21/9/2016
  • Correos electrónicos de empleados de FTI Consulting y Monsanto ref: reunión Agenda 20-9-2016. Adjuntos incluyen ‘Carta de Blunt para NIH’ y ‘Declaración de Smith sobre la EPA’ y ‘Aderholt resumen.’ Email Re: budget resolution Letters from Rep. Lamar Smith, others in Congress to EPA, NIH Re: IARC
  • Fecha: 9/1/2017
  • Paln Interno para desfinanciar a la IARC a través de miembros del Congreso. Intercambio de correos entre la consultora de FTI Consulting, Kristina Moore, y Drew Feeley. En esos momentos Feeley era asesor del Subcomité de Interior, Energía y Medio Ambiente del Comité de Reforma gubernamental para luego pasar a la EPA y actualmente desempañarse como Asesor principal del Consejo de Calidad Ambiental, Oficina Ejecutiva del Presidente.
Close Menu